viernes, 2 de diciembre de 2011

scorts and murders



Ayer fue como uno de los días mas duros jamás vividos. Fue tan horror…ayer estaba como cansada de vivir. Suerte que Eullin me explicó las anécdotas que vive en la fría estepa rusa y me animó mucho. Eullin es muy divertida y muy guapa. Quizás es la tía más competitiva que conozco. Es competitiva a nivel físico. Es la más mona, la que más liga, la más rubia…pero es tan parte de su encanto que eso solo te puede parecer gracioso. Me enternecen estas características de la gente. Sus flaquezas y sus cosas. Todos tenemos. Estuvimos hablando de cómo hacernos la manicura. Las dos coincidimos que la mas guai es la manicura francesa, que queda de puta madre para cuando le haces pajas a tu novio. O a quien cada uno quiera, oiga. Allí, en Moscú, son muy putas y Eullin se ha reeducado el gusto totalmente. Las rusas son tan Scort: Diario secreto de una call girl. Y a Eullin la llamarían mogollon si fuera una scort, así que ha visto el filón estético y debe estar desmelenada. Ya no quiere ser jipi. Ser jipi es lo peor. Osea una tía vestido con trapos…es que queda mal. Es que es imposible que eso favorezca a nadie. Que quien es guapa y esta buena lo es, como mi amiga Monica que dejó de ser de las pijas más deseadas de Sarriá para ser jipi, MUY jipi, con novio que canta reggae y todo, pero Mónica es guapa hasta cuando no quiere serlo. Cuando estudiábamos juntas recuerdo mirarla y pensar que lo tenía todo puesto en su cara a la perfección. Hasta las pecas eran perfectas. Mónica tiene alma de jipi total. Mónica, a mi parecer, creo que es la única jipi guai. Es súper buenas vibras SIEMPRE. Es el buen rollo personificado. Hace mucho que no la veo y es porque soy una dejada y eso es ser un poco lo peor, pero de verdad tengo muchas ganas de verla.

Ayer, hablando con Eullin sobre mis penurias, la zorra de mi jefa, mi robo en medio de rehabilitación, mis dolores, etc, le plantee que ser buena persona no sirve para nada. Que yo quiero ser buena pero mis circunstancias parece que me obliguen a ser mala. Son todo señales divinas. En sí es todo una contradicción total, pero mira, quizás hay que empezar a ser una hija de puta. Una hija de puta en serio. No solo una persona que odia, como viene siendo mi caso, sino una persona que verbalice y exprese constantemente su odio. Yo a mí misma no me odio en absoluto. Odio al resto de gente... Odio a esa gente miserable que no conozco, ni quiero conocer. La buena gente es la que me rodea. ¿Qué cómo lo sé? Porque sino, no estaría cerca suyo…o mejor expresado, ellos no estarían cerca mío.

Ayer estaba fatal de lo mío y Eullin me enseñó una web de zapatos súper de puta, súper guais, súper baratos. En mi subconsciente se grabaron como a fuego los tacones y esta mañana me he encaramado a unos de los míos. Soy feliz. En mis tacones nada puede ir mal. Soy guapa, joven, mala…tengo el poder.

Es increíble lo esclavizadas y rodeadas que estamos de clichés las mujeres. Como con tacones puestos todo puede cambiar, a mejor por supuesto, siempre a mejor.

Últimamente, desde el accidente y de tener que ir en transporte publico por la vida, me había abandonado. Al principio me hacía gracia eso de subirte en el metro con el ipod puesto y creer que estás en un videoclip. Rollo la mujer que soñaba con un bidón de gasolina. Pero no. La verdad es que desde el accidente mi alma se había vuleto un poco emo. Pero si eres emo lo eres bien. Como todo en general. Si eres puta eres la que mejor come pollas y lo hace bien a gustito. Y con los emos igual. El verdadero Emo quiere morir. Y yo ayer quería morir, pero en realidad antes que morir, mato yo a quien sea. ¿no?

Basta ya de tanta tontería. Un buen blush, uno buenos tacones y a correr. Lo del pelo mas o menos sucio es otro tema que abordaremos quizás otro día.

Martins me explicaba ayer que se va a un student flat. Que quiere hacer mas la suya. “El increíble caso de la que nunca tiene suficiente” a mí ya me va bien porque si voy a verla no tendré que pagar hotel , ni similar, así que me parece estupendo. La echamos mucho de menos.

Esta noche me voy al teatro con krispin, que dijo una cosa muy guai y divertida el otro día cenando que me pidió que no explicara. Colegios, niñas de 4 años, sudacas y palizas. Todo en un mismo contexto. Locura y diversión a saco. Ana y pollo también vienen.

Krispinklander fue tan Zoolander eso que debía mencionarlo aunque fuera.

Como diría Katy Perry, que ahora que va teñida de rosa y está guapísima, no como cuando se empeñan en ponerla de la pavi-sosa, panfila de Zooey Deschanel, que hasta su mejor trabajo 500 dias juntos era una puta mierda de pelicula blanda, previsible y lo putisimo peor, bailando con Rebecka Black, que sigue existiendo y me parece estupendo;"That´s Friday Night"

Ser malos peña, que yo siempre lo seré mas. Que os den por donde queráis que os den y pasarlo bien.

1 comentario: