jueves, 20 de agosto de 2009

jueves


El día ha empezado como el culo....la blackberry de mierda se ha qeudado piyuli y me pide el PIN. PIN que desconozco. Puede que me lien un buen pollo porque hasta que mi compañera no se despierte, que estando de vacaciones vete tú a saber cuando amanece, me lo diga. El teléfono es el teléfono de guardia, de ahi que esté puteada ya a las 9 y media de la mañana...esperemos que no tarde en despertarse y me diga el puto código PIN.


Ayer fue una noche rara. Después de tres años juntos y sin ninguna crisis aparente, el ideal de pareja a seguir según todos los que los conocían y yo se han dado un tiempo. Un tiempo que a medida que fue transcurriendo la noche ella estaba cada vez más convencida de que prefería dejarse de chorradas y tiempos para finiquitarlo totalemente....tiene unos cojones tan grandes que no entiendo como no se tropieza con ellos cuando camina, porque eso es echarle valor, con lo pequeñita que es la tía. Entonces empecé a pensar en que cuando sabes cual es el momento para dejar algo. Me inquieta bastante. A mi siempre me han enseñado a luchar pese a las adversidades...pero como sabes cuando es el momento de dejar de hacerlo?
No sé.Vaya cuelgue

No hay comentarios:

Publicar un comentario