miércoles, 7 de noviembre de 2012

I´M BACK





Llevo tiempo sin escribir pero es que los tiempos andan un poco locos. De repente son tiempos de decir las cosas por lo bajini, de decírselo a uno y no al otro, de dolerse por cosas que aparentemente no deberían doler, o de dolores con alguien y ante cosas que no crees que deberían doler porque lo que la gente dice a uno mismo, al mundo o a uno en concreto, es con buena intención, porque de base la gente con otra gente es buena. Pero aquí hay un conflicto; la buena intención no es universal y su manera de hacer no es la misma para todos. Ahí es cuando  la gente empieza con lo de decir las cosas con pies de plomo, de las verdades a medias…y para mi es un rollo y lo es para mí y lo es para el blog, y lo debería ser para todo el mundo,  porque las cosas deben decirse y al decirlas hay que saber que todo tiene una parte mala y una buena, y si uno no es capaz de verlo por lo menos debemos hacer el esfuerzo de ser conscientes de que haberlo” haylo” y que alguien, tarde o temprano, te lo hará ver.  Porque aunque cueste, y a mí la primera, nunca nada es todo blanco o todo negro, es gris, siempre es todo gris, porque siempre hay, mínimo, dos visiones distintas de ver una misma cosa. Y eso, aunque no sepamos verlo, aunque nos enfade o no queramos saberlo, es lo bonito. Lo que hace del ser humano un animal único e irrepetible. Esa capacidad de escuchar y cambiar de visión de las cosas. Esa capacidad maravilllosa de compartir sentimientos con otra persona dejándola a esa otra que te ayude a verlo de otro modo. A mí me parece fascinante como de una conversación inicial sin ningún tipo de ánimo de cambiar de prisma se puede acabar por pedir perdón, por ejemplo.



A veces escribo sobre lo que pienso, escribo y al releerlo veo cosas que salen de mis entrañas más profundas. El blog es mi manera de poner en orden las cosas. Es un proceso muy loco y sin sentido. Hay un inicio, un final y un desenlace y ninguno tiene por qué estar atado el uno al otro. En realidad aquí casi nada tiene sentido como un todo. Tienen sentido frases suelta, venga, va, que me tengo en alta estima y creo que no escribo mal del todo, me atreveré a decir que incluso pueden existir párrafos enteros con sentido, pero no hay que olvidar que el blog es mío porque lo escribo, pero también es de los que lo leen, porque cada uno es libre de coger la frase de turno e interpretarlo libremente y cada uno darle el sentido que quiera. Cuando digo que mi blog es un sinsentido lo digo de verdad y no creáis que me avergüenza, en absoluto. Me enorgullece enormemente ser capaz de llenar tanta frase con tantas tonterías. Como puedo escribir una entrada hablando de lo mucho que me emocioné al ver el videoclip “hold it agaisnt me” de Britney, que incluso lloré, y acabar hablando de las profundidades más desconocidas de una misma, porque en ese mismo videoclip Britney lucha contra sí misma…¿cuántas veces hemos luchado contra uno mismo?. Yo es que tengo la facilidad, por desgracia o fortuna, de hacer eso muy a menudo. Ayer estaba con Lauro, amiga maravillosa de mi hermana, y mi divina hermana hablando de Gandia Shore, mi reality favoritismo del momento, y acabamos hablando de Snooki. Y de repente con Snooki, de la que he sido fan siempre, vi la luz y automáticamente la respeté como ser humano muchísimo y la respetaré hasta el fin de los días. Snooki ha sufrido muchísimos cambios en su vida. Unos cambios ultra radicales en súper poco tiempo y a una edad muy temprana para ello, quizás por eso alberga el éxito del que os voy a hablar, pero no éxito a nivel mediático, ni económico, que si, obviamente, si no de éxito a nivel personal, que es el más costoso siempre. Snooki tiene 25 años, aprox. Es del Perú y sus padres la adoptaron cuando era una beba renegrida y peludita de esos lares. Se la llevaron a los USA y la hicieron feliz, pero en el Instituto se metían con ella, le daba igual que se rieran de ella y aprendió a hacer todas esas peripecias pizpiretas que saben hacer las animadoras y consiguió ser animadora. Primer gol de Snooki a la sociedad. Pero lo fuerte, obviamente, está por venir. Entró en Jersey Shore y lo partió, su fama subió como la espuma, escribió un libro llegando a ser unos de los 5 libros más vendido y leidos del país, y USA es mucho USA, tiene una línea de ropa, conoció a su marido en el programa, se embarazó y ahora es madre…..es muy de GUAU, no? yo solo con la mitad de todo eso ya hubiera enloquecido. Recuerdo a Snooki en el primer capítulo de Jersey. Se pillo la gran taja, se metió en tetas en el jacuzzi y se quedó sobada. Mientras sobaba los otros fueron a dar una vuelta y ella se quedó sola allí. Al despertarse llamo a su entonces ex novio, que al oírla le dijo que se había equivocado y la colgó y Snooki seguía tan pancha. Imperturbable hacia cualquier estímulo. Esperando tranquila a que llegara sus compañeros….¿vosotros, lectores, como hubierais reaccionado ante ese panorama? Todo eso aderezado ante la nueva y agobiante sensación de estar con un equipo de cámaras grabándote. Pues eso, imperturbable. Yo al principio pensaba que a Snooki nada le afectaba porque era una inconsciente, pero no. Snooki tiene de inconsciente lo que mi abuela de socialista, ergo NADA. Alguien inconsciente no es capaz de cosechar tantísimos éxitos en tantísimos ámbitos. Snooki no es flor de un día, ni un juguete roto de la fama, cosas que podría haber pasado como tantos otros personajes que enloquecen o caen en el olvido, o caen en el olvido y enloquecen. Snooki es todo lo que ha querido ser, nunca le ha importado nada más que conseguirlo y en un ambiente tan hostil, de puertas para dento, conseguirlo es de una seguridad y una fortaleza mental envidiable y sanísima, huelga decir. Por ello admiro a Snooki desde lo más profundo de mi ser. Admiro a Snooki como admiro a Gandhi, Freud, Walt Disney, Amancio Ortega y a mi familia, que se que aun hay peña limitada mentalmente para entender que pueda admirar a Snooki y si esa peña con tanta presión social y mental no puede entender mi admiración hacia Snooki que no se tome la molestia de volver a entrar aquí a leerme, porque esa es la gente que no sabe ver ese color gris del que hablo al principio.

FIN*

Hasta la próxima peña!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario